Primer diumenge d’Advent

Escrit el 01/12/2022
Santuari Santa Eulàlia

[vc_row][vc_column][vc_column_text]Hoy es primer domingo de adviento, ese tiempo que dedicamos a esperar, a esperar con la confianza plena de que en Navidad, y con Jesús, hay una nueva oportunidad de transformar nuestro entorno.

Un espejo siempre nos devuelve un reflejo, en él vemos nuestras inquietudes, nuestros deseos, nuestras esperanzas… Ese reflejo nos

ayuda a comprendernos mejor.

De todas las personas que contemplamos en el evangelio hay dos esenciales: Jesús, por supuesto, y María. Recordemos que el año pasado durante el adviento nos dejamos acompañar de manera especial por José.

Nuestro lema en este tiempo será “María espejo de nuestra espera”, que nos va a guiar en este tiempo de Adviento porque queremos mirarnos en el espejo de María y reconocernos en los reflejos a los que nos acercaremos para que ella ilumine nuestra vida.

Encendemos la primera vela de este adviento.

Avui ens fixem en aquell “Fes en mi segons la teva voluntat”, en aquell Fiat en resposta a la demanda de Déu, sí, perquè Déu necessita la nostra resposta per fer-se present al món. I avui ens ho diu a nosaltres: “Et necessito”. Podem respondre moltes coses. Maria diu un sí amb tanta contundència que diu “Fes en mi”, li deixa a Déu tota la llibertat, que faci el que hagi de fer, i ella es posa a la seva disposició.

Avui Déu ens necessita sí, a tu i a mi, avui i ara, Déu necessita que ens commovem amb el que succeeix al món, necessita que siguem capaços de fer la seva voluntat.

Ens podem preguntar avui: Què em demana Déu a mi ara? Pensem, concretem el que Déu em demana en alguna cosa. I quina serà la meva resposta?

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]